Sanidad ha recabado informes de la Abogacía del Estado para asegurar que el proceso no incumple la ley

El Gobierno no activará el Nodo SNSFarma hasta recibir la sentencia europea
Patricia Lacruz, directora general de Cartera Común de Servicios del SNS y Farmacia del Ministerio de Sanidad.


23 jun 2022. 10.10H
SE LEE EN 3 minutos
El Ministerio de Sanidad va a continuar con la elaboración del Nodo SNSFarma pero no firmará la orden ministerial hasta que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea emita su sentencia. Según ha podido saber Redacción Médica, el Gobierno ha recabado varios informes de la Abogacía del Estado y “considera que solo incumpliría la advertencia del Tribunal Supremo si se publicara la Orden antes de su sentencia”.

El Proyecto de Orden por las que se establecen las condiciones de la integración del Nodo SNSFarma en el repositorio nacional, se llevó el pasado 15 de junio al Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud. Allí, según la información a la que ha podido acceder este periódico, el Ministerio admitió que España no presenta un problema de medicamentos falsificados “pero es necesario cumplir con las obligaciones que derivan del Reglamento europeo”.

Según se explicó en la citada reunión entre ministerio y comunidades autónomas, “por ello, se aprobó el Real Decreto 717/2019 del 5 de diciembre, del que el Consejo Interterritorial fue informado en su día, en el que se establecía un nodo específico, denominado SNSFarma, como instrumento de integración tecnológica e intercambio de información con el repositorio nacional (gestionado por una entidad privada, SEVeM, participada por las patronales y los colegios profesionales del sector)”. “El Nodo obtendría su información de los establecimientos autorizados para la dispensación de medicamentos, y permitiría la trazabilidad de los medicamentos de extremo a extremo de la cadena de suministro”, se matizó.

Sin embargo, y siempre según lo explicado por fuentes ministeriales en el citado Consejo Interterritorial, “el Real Decreto antes citado preveía un convenio como instrumento jurídico para articular esta integración, pero tras un año de trabajos el convenio no ha llegado a buen puerto, por lo que es necesario llevar a cabo la integración mediante orden ministerial, tal y como preveía el propio Real Decreto”, justificaron.

Presunta infracción del Reglamento europeo


Es a partir de ahí cuando dichas fuentes ministeriales recordaron que “el Consejo General de Colegios Farmacéuticos ha presentado ante Tribunal Supremo un recurso contencioso administrativo contra el Real Decreto, por presunta infracción del Reglamento europeo”. “El Tribunal Supremo ha planteado a su vez diversas cuestiones prejudiciales ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea, instando a las partes, mediante el auto que rechazaba la suspensión cautelar solicitada por el recurrente, a abstenerse de cualquier actuación que pueda condicionar el cumplimento de la futura sentencia”, añadían.

Así, “el Ministerio, basándose en informes recabados la Abogacía del Estado, considera que sólo se incumpliría la advertencia del Tribunal Supremo si se publicara la Orden antes de su sentencia, por lo que se puede continuar con la tramitación de la orden ministerial, en cumplimiento del Real Decreto y del Reglamento comunitario”, concluían las citadas fuentes ministeriales, que añadían que no por ello “renunciaban a alcanzar un acuerdo”.

Una posición que generó dudas entre los distintos consejeros y consejeras de Sanidad reunidos con el ministerio. Situación a la que desde el ente que dirige Carolina Darias se precisó que “es necesario” cumplir con el Reglamento europeo para evitar “recibir una sanción” y que la opción de hacerlo vía orden ministerial se debe a que “en última instancia debe prevalecer el interés general”.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.